Este sencillo test te permitirá descubrir las necesidades de tu piel para diseñar una rutina de cuidado facial a tu medida

1Tacto y auto-percepción: ¿cómo sientes tu piel?

Seca, tirante.

Brillante, con tendencia a granitos, aparición de zonas grasas.

Fina, sedosa.

Muy suave y sensible.

2 Sé objetiva: ¿Qué años le echarías a tu piel? (La edad de la dermis, y no la del DNI, es la más importante a la hora de elegir tu tratamiento).

De 30 a 40

De 40 a 50

Más de 60

3 Para la limpieza facial, usas…

Agua y jabón

Leche desmaquillante y/o agua micelar

Todo menos agua, ¡eso nunca!

Lo que sea para que los poros queden bien cerrados.

4 ¿Qué es lo que más te preocupa del área del contorno de ojos?

Las arruguitas y las patas de gallo.

Bolsas y ojeras.

Párpados caídos.

5 Observa tu piel detenidamente. A simple vista, puedes ver que…

No hay ni manchas ni imperfecciones.

Hay pequeñas manchas, a veces más y a veces menos visibles.

Hay tendencia a rojeces, venitas marcadas y cuperosis.

Hay tendencia a impurezas, granitos o puntos negros.

6 Además de hidratación, buscas productos que aporten…

Luminosidad, mejorar el tono.

Protección anti-contaminación.

Efecto flash, buena cara inmediata.

Reafirmar, combatir la flacidez.

Dar tersura, rellenar las arrugas.

7 A la hora de pensar en tu protección solar diaria, tienes en cuenta que…

Mi piel es muy blanca y necesito protección alta.

Me gusta un producto multiuso que me aporte hidratación, color y protección en un solo gesto.

Mi piel es morena y no me quemo.

8 Lo que más te importa a la hora de buscar tu crema de día es…

Que aporte luminosidad y vitaminas a la piel.

Que atenúe, suavice y prevenga las arrugas.

Mantenga la juventud de la piel, sea un buen antioxidante.

Repare y calme mi piel, que tiende a irritarse con facilidad.

Mejore la renovación cutánea y ayude a atenuar marcas y cicatrices y le dé un aspecto más liso al cutis.

¡Que no tenga grasa, por favor! ¡No a los brillos!




Déjanos tu email para recibir ofertas exclusivas para ti:




¡Aquí va nuestro RITUAL!!!
PASOS
imprescindibles en los que el SECRETO es
ser CONSTANTE

Existen cinco tipos de piel: normal, mixta, grasa, seca, y sensible. El tipo de piel se determina genéticamente. No obstante, el estado de nuestra piel puede variar considerablemente según los diversos factores internos y externos a los que es sometida.

Según tus respuestas, tu piel debe ser:

No te pierdas todas nuestras novedades
y consigue un 7% de descuento en tu primer pedido

Acepto la Política de Privacidad de sitio y me gustaría recibir el boletín por correo electronico.